Parasoles

Nuestros Colores

Nuestros Tendencias

Nuestros Precios

0 € 479 €

El parasol permite compartir momentos conviviales protegiendo de los rayos del sol. Que sea para una pequenita siesta o una comida, el parasol aporta la sombra necesaria para disfrutar del buen tiempo. Accesorio indispensable para este verano, encontrará su lugar cerca de tu mobiliario de jardín. Estético y diseño, el parasol también puede volverse en un verdadero objeto decorativo que permite embellecer tu terraza o tu jardín.

Derecho, desviado o reclinable, ¿qué escoger?

El parasol se declina bao diferentes formas tal como el parasol cuadrado, redondo o rectangular. Si deseas dar sombra a un pequeño espacio o una mesa redonda, el parasol redondo es el más adecuado. Mientras el parasol rectangular o cuadrado encuentra su lugar en un ángulo, contra una pared o encima de un salón de jardín. Cabe decir que un parasol de 4 x 3 m ofrece 12 m² de sombra. Igualmente el parasol puede encontrar su lugar entre dos tumbonas. ¿Sabías que existe tres tipos de parasol? Uno de los más emblemáticos es el parasol derecho que se encuentra a menudo en las terrazas de los cafés o aún en las playas. El parasol desviado es al revés más grande y es equipado por un brazo articulado. Puede ser rotativo a 360 grados para adaptar la sombra en función de la posición del sol. Así, puedes a lo largo del día decidir de la superficie que cubrir sin desplazar la base. En materia de practicidad, no se pone el parasol desviado en el centro de la mesa pero en el lado para que no moleste tus invitados. El parasol reclinable es una mezcla entre el parasol derecho y el desviado: se puede mover su mástil y se lo puede orientar en función del desplazamiento del sol.

Entre materiales y ámbito mi parasol hace movimiento

En el mercado puedes encontrar diferentes tipos de mástil. El más comercializado es el parasol de aluminio. Resistente, sólido y lígero, este material es tratdo antioxidante lo que le vuelve en el parasol más aconsejado. En cuanto a la decoración, el parasol de aluminio se adapta a todos los tipos de jardín. A continuación, encontrarás mástiles de madera. El parasol de madera es particularmente estético. Sin embargo, es más pesado y necesita más mantenimiento. La madera permite aportar un ambiente exótico y natural.

Para crear una terraza, un balcón o un jardín acogedor, apuesta por un parasol con tintas naturales o neutras: topo, beige o gris y un salón de jardín de madera por ejemplo. Si prefieres una decoración elegante, opta por un parasol con una tela blanca o cruda. Las tintas unidas y claras aportarán un estilo chic a tu jardín. Si deseas aportar un poco de color y un buen humor a tu exterior, orienta tus compras hacia un mobiliario colorido. Un parasol con colores vivos y vitaminados. Tu jardín se volverá iluminado de colores. ¡Intenta la moda seventies!

 

59 4 5